Pera

La maternidad: un vínculo de amor

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

La maternidad va más allá del estado de embarazo y la crianza. Si estás esperando tu primer bebé, experimentarás cómo se transforma tu vida, cambian tus prioridades y tu visión del mundo. También es un proceso que debes vivir con serenidad, pues experimentarás todo tipo de cambios. 

En el siguiente artículo te contaremos todo lo que quieres saber sobre esta experiencia y cómo fortalecer el vínculo que existe entre tu bebé y tú, al actuar de la manera más adecuada para demostrarle amor a tu bebé.  Toda esta información te ayudará a prepararte, desde el principio, para vivir una de las mejores experiencias en la vida de una mujer.

¿Qué es la maternidad?

La etapa de la maternidad inicia en la época del embarazo, después de que tu niño nace y en la crianza ¡Tiene que ver con todos los cambios que esto genera en ti!

Así, la maternidad se refiere a los cambios físicos que vives, pero más que nada a las acciones que empiezas a tomar como madre para darle lo mejor a tu bebé, buscando su bienestar a medida que va creciendo. Algunas acciones clave son solicitar información, acudir a instituciones de salud y seguir las recomendaciones que te dan los profesionales.

La experiencia de ser mamá

La maternidad llega con grandes cambios que no solo son físicos, sino también de comportamiento, ya que tendrás que adaptarte a las nuevas vivencias y responsabilidades, pero también a una manera de vida distinta.

Un cambio positivo:

Por todas las transformaciones físicas, psicológicas y sociales, la maternidad está llena de contrastes ¡Tú y todos los implicados deben adaptarse!

Los distintos retos que debes afrontar hacen que, a medida que pasa el tiempo, veas que el proceso resulta en un cambio positivo que te ayuda a crecer y a tomar mejores decisiones.

La maternidad como responsabilidad:

Como má, tu chiquitín se convierte en tu más grande prioridad, ya que su vida está en tus manos. De ti depende que tu pequeño sea saludable, tenga una buena educación y pueda salir adelante.

Es muy importante también que entiendas la responsabilidad que tienes contigo misma; con el cuidado de tu salud, tanto física como mental. Esto es vital al momento de dar lo mejor a tu pequeño, para que compartan momentos llenos de sonrisas mientras juegan, dialogan, aprenden el uno del otro y así van fortaleciendo la relación. 

El proceso de ser madre: 

Este empieza desde que sospechas que estás embarazada y continúa mientras tu pequeño vive bajo tu cuidado y educación. 

Este proceso de ser madre, se acompaña de cambios psicológicos que se encuentran en un amplio rango emocional: alegría y tristeza, preocupación y satisfacción… ¡Es un proceso de transformación, tanto para ti como para el bebé!

Son muchas las situaciones en las cuales puedes experimentar la maternidad y una recomendación muy útil es pedir apoyo cuando lo veas necesario, ya sea de tu familia, de tus amigos o de un profesional. 

Recuerda que vives un proceso lleno de matices y que tú, como má, tienes la capacidad de decidir cómo lo vives y lo disfrutas.

FUENTES

Cómo preparase para ser madre.

¿Te gustó este contenido? Compártelo con tus amigos y familiares en tus redes sociales.

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

¡Siento que este contenido no te haya sido útil!

¡Déjame mejorar este contenido!

Dime, ¿cómo puedo mejorar este contenido?

es_COES

Política de tratamiento de datos